Blog

L_200133_diseno-hotelero-madrid-hotel-week-r

Tendencias de futuro en diseño hotelero

  |   Novetats

Hosteltur. Arquitectos e interioristas han debatido en el marco de Madrid Hotel Week. El diseño hotelero está cambiando a pasos agigantados y lo que servía ayer ya no es válido hoy, y por supuesto estará obsoleto mañana. Decimos así adiós al diseño neutro, aséptico e impersonal, y damos la bienvenida a la especialización, a los espacios con personalidad y a los hoteles como marco del destino en el que se encuentran. Es una de las conclusiones de la mesa redonda celebrada en el marco de Madrid Hotel Week sobre interiorismo, organizada por El Corte Inglés Empresas dentro de su programa Renueva Hotel.

El objetivo, como ha explicado el interiorista Pepe Leal, es que “el cliente recuerde dónde ha estado. Por eso el diseño ha dejado de ser neutro, que se optaba por ello para intentar contentar a todos, y ahora se impone una mayor especialización para que esa experiencia sea recordada”. Este modelo ya no funciona, según ha reconocido el interiorista Erico Navazo, porque “cada cliente busca un tipo de hotel, una esencia, un espacio con personalidad”.

Para ello cada hotel, en palabras de Leal, “debe buscar ofrecer lo que nadie ha ofrecido antes, experiencias que el cliente no haya vivido antes, para lograr mantenerse en su memoria”. En este sentido Alicia Martín, de Cousi Interiorismo, ha destacado la necesidad de “sorprender, ser el primero en hacer algo, crear algo único, evitar ser tendencia”.

Todo ello sin olvidar, como ha recordado la arquitecta Teresa Sapey, “la importancia del mantenimiento a la hora de diseñar, porque la estética es la suma de muchos pequeños detalles que no dependen de nuestras manos”. Y es que, en palabras de Martín, “los detalles son muy importantes porque encuentras algo diferente y denotan que alguien ha pensado en ti”.

El hotel como experiencia de ocio

Hoteleros, arquitectos e interioristas han actualizado de tal manera el modelo de hostelería que han consolidado a los establecimientos como una experiencia de ocio más en el destino, incluso para los propios residentes, especialmente para la gente joven, según ha afirmado Leal. Eso sí, “el hotel tiene que destacar por algo, echarle imaginación, buscar algún elemento diferencial, y al mismo tiempo entroncarse en la ciudad, potenciar lo que ésta tiene para ofrecer”.

No en vano el arquitecto Héctor Ruiz-Velázquez ve el hotel como “el marco del lugar donde está; casi invisible, porque lo más importante es lo que está a su alrededor y es lo que debe transmitir al cliente: dónde se encuentra”. Por ello “los espacios públicos dentro del establecimiento están cobrando importancia, en detrimento de las habitaciones, porque cada vez son más lugares de encuentro, también para los propios residentes”.

Coincide así con Sapey, quien ha señalado que “las habitaciones, que ofrecerán el máximo lujo en una mínima superficie, pierden espacio en favor de las zonas públicas, cada vez más adaptadas para dar una cálida bienvenida a clientes internos y externos. El ser humano es menos egoísta, menos íntimo, y eso va a suponer un gran cambio. El hotel va a ser la ciudad, más social, abierto y conectado. La ciudad va a entrar en el hotel y sus zonas sociales serán abiertas, menos exclusivas o tendrán otros usos”.

Cómo será la habitación del futuro

La habitación del futuro, en algunos casos ya muy presente, como ha enumerado Sapey, “no tendrá televisión, porque los clientes utilizarán en su lugar sus dispositivos móviles, ni escritorio; el baño híbrido se consolidará como tendencia; y el ahorro energético será algo muy a tener en cuenta. El desafío, en cualquier caso, será cómo se diferencia el hotel de su competencia para que el cliente lo recuerde y esté dispuesto a pagar lo que sea para volver a alojarse en él. No hace falta que sea lo más en diseño, sino que tenga personalidad”.

La tecnología se impondrá, según Leal, para “mejorar la eficiencia energética y la sostenibilidad, pero no tanto en domótica porque la tendencia es hacia la sencillez de uso; simplificar el servicio manteniendo la calidad porque ha habido mucho abuso en este sentido y los clientes muchas veces no saben ni cómo utilizar esa tecnología que se pone a su disposición”.

 



Aquest lloc web utilitza cookies, tant pròpies com de tercers, per a recopilar informació estadística sobre la seva navegació i mostrar-li publicitat relacionada amb les seves preferències, generada a partir de les seves pautes de navegació. Si continua navegant, considerem que accepta el seu ús. Més informació ACEPTAR
Aviso de cookies